Causas y factores de riesgo de la enfermedad de Alzheimer

Los científicos todavía están tratando de comprender completamente la causa o causas de la enfermedad de Alzheimer . Mientras tanto, es útil comprender las características de la enfermedad de Alzheimer (placas y enredos) y los factores de riesgo que afectan la probabilidad de una persona de desarrollar la enfermedad.

Causas comunes

No se ha identificado una causa distinta de la enfermedad de Alzheimer. El pensamiento actual es que se desarrolla debido a una combinación de factores de riesgo a lo largo del tiempo. Estos incluyen factores de riesgo genéticos, de estilo de vida y ambientales. 1

La enfermedad de Alzheimer se caracteriza por una acumulación de proteínas en el cerebro. Aunque esto no se puede medir en una persona viva, los extensos estudios de autopsias han revelado este fenómeno. La acumulación se manifiesta de dos maneras:

  • Placas : depósitos de la proteína beta-amiloide que se acumula en los espacios entre las células nerviosas
  • Enredos : depósitos de la proteína tau que se acumulan dentro de las células nerviosas

Los científicos aún están estudiando cómo las placas y los enredos están relacionados con la enfermedad de Alzheimer. Una teoría es que bloquean la capacidad de las células nerviosas para comunicarse entre sí, lo que dificulta la supervivencia de las células.

Las autopsias han demostrado que la mayoría de las personas desarrollan algunas placas y enredos a medida que envejecen, pero las personas con Alzheimer desarrollan mucho más que aquellos que no desarrollan la enfermedad. Los científicos aún no saben por qué algunas personas desarrollan tantas en comparación con otras. Sin embargo, se han descubierto varios factores de riesgo para la enfermedad de Alzheimer.

Factor de riesgo de edad

La edad avanzada es el factor de riesgo número uno para desarrollar la enfermedad de Alzheimer. Una de cada ocho personas mayores de 65 años tiene la enfermedad de Alzheimer, y casi una de cada dos personas mayores de 85 años tiene la enfermedad de Alzheimer. La probabilidad de ser diagnosticado con Alzheimer casi se duplica cada cinco años después de los 65 años. 2

Dentro de la población de edad avanzada, los latinos tienen 1,5 veces más riesgo que los blancos, mientras que los afroamericanos tienen el doble de riesgo que los blancos. Estos grupos también tienen una tasa más alta de enfermedad cardiovascular, lo que aumenta el riesgo de enfermedad de Alzheimer.

Genética

Las personas que tienen un padre o un hermano que desarrollaron la enfermedad de Alzheimer tienen dos o tres veces más probabilidades de desarrollar la enfermedad que aquellas que no tienen antecedentes familiares de Alzheimer. Si más de un pariente cercano se ha visto afectado, el riesgo aumenta aún más. 3

Los científicos han identificado dos tipos de genes que están asociados con este factor de riesgo familiar. Se cree que el primero es un “gen de riesgo”, ApoE 4 , que aumenta la probabilidad de desarrollar Alzheimer, pero no lo garantiza. Además de ApoE 4, los científicos piensan que podría haber hasta una docena más de genes de riesgo aún por descubrir.

El segundo tipo de gen es un “gen determinista” y es mucho más raro que los genes de riesgo. Los genes deterministas solo se encuentran en unos pocos cientos de familias extendidas en todo el mundo. Si se hereda un gen determinista, la persona indudablemente desarrollará Alzheimer, probablemente a una edad mucho más temprana.

Las personas con síndrome de Down tienen más probabilidades de desarrollar la enfermedad de Alzheimer, y se desarrollan entre 10 y 20 años antes que aquellas sin la afección. 4  El síndrome de Down es causado por tener tres copias del cromosoma 21, que tiene el gen productor de beta-amiloide.

Cardiovascular

Existe un fuerte vínculo entre la salud del corazón y la salud del cerebro . Aquellos que no tienen enfermedades cardíacas o afecciones relacionadas tienen un riesgo menor de desarrollar Alzheimer u otro tipo de demenciaque aquellos que tienen problemas cardiovasculares. 1

Las afecciones que dañan el corazón y los vasos sanguíneos reducen el flujo sanguíneo al cerebro y el pensamiento es que esto aumenta los problemas cognitivos causados ​​por la acumulación de placas y ovillos de proteínas. La enfermedad de la arteria coronaria, la fibrilación auricular, la valvulopatía y la insuficiencia cardíaca aumentan el riesgo de demencia.

Prevenir o controlar la presión arterial alta, el colesterol alto, la diabetes o las enfermedades cardíacas puede reducir el riesgo de la enfermedad de Alzheimer, ya que todo esto puede provocar daños en los vasos sanguíneos o el corazón. 1  La presión arterial alta aumenta el riesgo de accidente cerebrovascular e infarto cerebral, lo que a su vez aumenta el riesgo de demencia.

Existe alguna evidencia de que estas condiciones en sí mismas pueden aumentar su riesgo de demencia. Cuando se combinan, puede aumentar considerablemente su riesgo. Por ejemplo, tener diabetes y otros factores de riesgo pueden aumentar su riesgo tres veces.

Un estudio encontró que las personas con deterioro cognitivo leve tenían más probabilidades de progresar a la demencia si tenían problemas cardiovasculares.

Factores de riesgo de estilo de vida

Although age and family history are out of your control, scientists have also identified several lifestyle factors that can influence a person’s risk of developing Alzheimer’s disease.

A connection has been found between serious head injury and future development of Alzheimer’s, so those who practice safety measures such as wearing seat belts and not engaging in activities where there is a high risk of falling are at an advantage.5 Using safety equipment such as helmets when riding a bicycle, skiing, skateboarding, or playing sports is essential. As older people are more at risk of falls, check the home for tripping hazards and install safety equipment such as handrails where needed.

Evidence is mounting for the promotion of exercise and a healthy diet to reduce Alzheimer’s risk, as well as avoiding tobacco and limiting alcohol consumption.1 Poor sleep habits or sleep apnea that result in less deep sleep or daytime drowsiness can raise your risks.

Low education level (less than a high school education) has long been associated with increasing the risk of Alzheimer’s disease. Staying socially active and engaging in intellectually stimulating activities have been shown to have a protective effect against Alzheimer’s disease.1

If you have heard that aluminum might be a risk factor for Alzheimer’s disease, this is outdated speculation. The Alzheimer’s Association reports that no studies have confirmed any role for aluminum in causing Alzheimer’s disease.

Bone Marrow Transplantation at | 832-533-3765 | [email protected] | Website

I am Dr. Christopher Loynes and I specialize in Bone Marrow Transplantation, Hematologic Neoplasms, and Leukemia. I graduated from the American University of Beirut, Beirut. I work at New York Bone Marrow Transplantation
Hospital and Hematologic Neoplasms. I am also the Faculty of Medicine at the American University of New York.