Cómo pagar los costos de la cirugía que el seguro no pagará

Pagar la cirugía de su bolsillo, comúnmente conocida como auto-pago, puede ser increíblemente costoso. Si no tiene seguro o su seguro no pagará por su cirugía, como es común con algunos procedimientos de pérdida de peso y la mayoría de las cirugías plásticas , hay formas de pagar la atención médica que necesita, incluso si usted debe pagar el procedimiento usted mismo. .

Si bien la cirugía de pago no es ideal, puede ser una opción más atractiva que la vida sin cirugía, lo que puede significar vivir con dolor o con una afección poco saludable. Además, incluso si tiene un seguro, es posible que deba explorar opciones de pago personal, ya que la mayoría de los seguros solo pagan una parte de la factura, lo que le permite pagar el resto.1

Cómo pagar la cirugía, incluso si su compañía de seguros no lo hace

Si ha agotado sus opciones con su seguro de salud y Medicare (si esa es una opción), puede ser el momento de comenzar a investigar métodos alternativos de financiamiento. Tenga en cuenta que todas las opciones de financiamiento requieren que los fondos se paguen, a diferencia de los seguros que se encargan de la mayoría de la factura.

Asegúrese de que los costos que está financiando incluyen todos los gastos esperados , incluida la factura del cirujano, el costo de la suite quirúrgica, los gastos de anestesia , atención hospitalaria antes y después de la cirugía, laboratorios, medicamentos, radiografías y cualquier prueba ordenada por Su médico y las visitas requeridas antes y después de la cirugía.

Además, asegúrese de establecer cuáles serán sus pagos después de la cirugía antes de realizarse el procedimiento. No desea tener un rudo despertar cuando llegue su primera factura y su tasa de interés o pago sea sustancialmente más alto de lo que esperaba. También deberá planificar para cualquier contingencia, como complicaciones, que pueden elevar significativamente el costo total de su atención.

Resista la tentación de ignorar las llamadas del departamento de recolección del hospital. Estas personas pueden trabajar con usted, ayudarlo a establecer un plan de pago y tener el poder de reducir la cantidad total de dinero que debe. Piensa en estas personas como tu nuevo mejor amigo, a quien tratarás más bien de lo que alguna vez has tratado a nadie en toda tu vida. De Verdad. Seriamente. Si está pagando la cirugía de su bolsillo, esta es la persona a la que solicita que le permita pagar la misma tarifa que las compañías de seguros han negociado por el mismo procedimiento. Esta es una solicitud razonable y con frecuencia se cumple, especialmente si se negocia con antelación. Obtenga este acuerdo por escrito.

Si necesita una cirugía extremadamente costosa, como un trasplante de órganos, en lugar de una cirugía más estándar, será aún más difícil.Opciones para pagar por cirugías caras2

Reducir los costos de la cirugía tanto como sea posible

Antes de tratar de averiguar cómo pagar sin seguro, trate de determinar cómo puede reducir mejor el costo de su cirugía antes de someterse al procedimiento. Primero, averigüe dónde le costará la menor cantidad de dinero el procedimiento. Eso significa que todas las personas que brindan atención, desde la anestesia hasta el cirujano, el hospital y la farmacia deben estar dentro de la red si tienen seguro. Tendrá una mejor tasa, incluso si su compañía de seguros no está pagando la cuenta.

A continuación, negociar una mejor tarifa. Es una amarga ironía que los pagadores en efectivo paguen una tarifa más alta que las personas con seguro, a pesar de que el seguro ha negociado una mejor tarifa con el proveedor. Llame al cirujano , al centro de cirugía , al proveedor de anestesia y a cualquier otra persona que le brinde atención y explíquele que pagará de su bolsillo por lo que le gustaría tener la mejor tarifa que ofrecen las compañías de seguros. Si es agradable, persistente y explica su situación, es posible que se sorprenda de lo mucho que puede cambiar la factura potencial.

Haga preguntas a todas las personas con las que hable acerca de reducir las tarifas. En algunos casos, utilizar un centro de cirugía en lugar de un hospital puede generar miles de dólares ahorrados. Las personas que trabajan en la facturación serán las personas con mayor probabilidad de saber cómo ahorrar dinero y también conocerán los programas para personas con dificultades financieras. 3

Preguntas importantes para hacer antes de financiar la cirugía

  • ¿Cuánto tiempo tendrá que pagar el préstamo?
  • ¿Cuáles serán los pagos de la deuda?
  • ¿Podrá administrar los pagos o tendrá dificultades para pagar sus facturas a tiempo?
  • ¿Estará pagando sus tarjetas de crédito para siempre porque no podrá hacer un pago más grande que el mínimo?
  • ¿Qué hará si el costo de la cirugía es más alto que el estimado por su cirujano?
  • ¿Usted será llevado a la bancarrota si el costo, y por lo tanto los pagos, son subestimados?
  • ¿Podrá pagar los medicamentos recetados que necesita después de la cirugía si paga la factura de su tarjeta de crédito?
  • ¿No podrá ahorrar para sus necesidades futuras si está pagando por su cirugía?

4

Préstamo de sus ahorros de jubilación para cirugía

Su plan 401k o 403b para su jubilación puede permitirle tomar un préstamo contra los fondos que ya ha ahorrado sin una multa. Estos planes difieren de un empleador a otro, pero la mayoría le permitirá retirar el 50% de su saldo adquirido (hasta $ 50,000) para gastos de atención médica. 

El período de tiempo permitido para el reembolso varía, pero si abandona su lugar de trabajo antes de devolver el dinero, puede haber multas fiscales importantes. Perderá el interés que habría ganado con el dinero que retire, pero no pagará intereses sobre el préstamo como lo haría con los préstamos tradicionales.

Si tiene una cuenta IRA Roth, es posible que pueda acceder a los fondos para pagar su cirugía. Normalmente, una IRA Roth no es administrada por empleadores, sino por inversionistas individuales, por lo que es posible que tenga que hacer su propia investigación. Comience por llamar al número de servicio al cliente de su fondo y pregunte acerca de sacar dinero de la cuenta IRA antes de la edad de jubilación.5

¿Debe utilizar su huevo de nido para la cirugía?

Si la cirugía es necesaria, puede valer la pena la mella en sus ahorros para pagar la cirugía con sus ahorros. Si bien gastar los ahorros de su vida en algo como la cirugía no es lo ideal, si la cirugía mejorará su calidad de vida, puede ser un dinero muy bien gastado.

Dependiendo de su crédito e ingresos, es posible que desee pedir prestado el dinero de una fuente externa y mantener sus ahorros fácilmente accesibles. Si bien un préstamo resultará en el cobro de intereses, puede valer la pena el dinero extra pagado en intereses para mantener la seguridad de un fondo de emergencia o ahorros, especialmente si puede necesitar el dinero durante su rehabilitación si no puede trabajar.

Los detalles de su situación lo ayudarán a determinar si le conviene más sacar dinero de los ahorros o hacer pagos de un préstamo que se haya sacado para cirugía.6

Uso de la equidad de su hogar para pagar la cirugía usted mismo

Los préstamos con garantía hipotecaria se toman prestados contra el valor de su casa que es mayor que el saldo de su hipoteca. Por ejemplo, si su casa actualmente tiene un valor de $ 100,000, pero usted solo le debe $ 70,000 al banco, es posible que pueda solicitar un préstamo contra los $ 30,000 en patrimonio.

Por lo general, es más fácil obtener este tipo de préstamo que un préstamo sin garantía porque la casa es su garantía. Este tipo de préstamo también proporciona una reducción de impuestos, ya que el interés es deducible de impuestos como una hipoteca estándar.

Tenga en cuenta que si no puede hacer los pagos de un préstamo con garantía hipotecaria, las consecuencias pueden ser terribles. La falta de reembolso del préstamo puede resultar en una ejecución hipotecaria y el desalojo de su hogar.7

Préstamos sin garantía para gastos de cirugía

An unsecured loan is just what it sounds like: a loan that is not secured with property that you own.  It is a loan based on your credit and income and does not use collateral to guarantee the loan. Credit cards are one type of unsecured loan but there are other types available.

The bank or loan company will determine how much you may borrow and at what rate, as well as the terms of repayment. This type of loan is harder to get than a home equity loan and typically has a higher interest rate. Your surgeon may also be affiliated with a loan program, but be sure to compare interest rates with other sources if you qualify for this type of loan.

Pay close attention to the interest rate and compare it to your other options. If you have a credit card that offers a very low rate, the credit card may actually be a more attractive option.8

Payment Plans for Surgery

Some surgeons and hospitals offer payment plans for their services. Payment plans are most commonly offered when your surgery is routinely paid for by the patient instead of an insurance company. A hysterectomy is almost universally covered by insurance, so surgeons who specialize in hysterectomy might not offer a payment plan; conversely, plastic surgery is almost never paid for by insurance, so the surgeon would be more likely to know about self-pay options.

In some cases, payment plans are a formal agreement that you will make monthly payments in order to pay for the expenses of your surgery. In other cases, the payment plan is a loan, but the hospital or surgeon is involved in the financial arrangements.

Some hospitals may offer a payment plan for their services, but the plan is a monthly pre-payment plan that is finished by the time surgery occurs.

In the case of an unplanned surgery or emergency surgery when the procedure is performed on an uninsured patient, hospitals are highly motivated to establish a payment plan with willing patients. Monthly payments, even if they are not large, are more attractive to the billing department than no payments and it may keep the debt from appearing on your credit report as a negative account.9

Reduce the Cost of Surgery By Having International Surgery or Treatment

Known as medical tourism or international surgery, there is a recent trend in surgery is to seek healthcare outside of the United States. Surgery in other countries is almost always less expensive and in some places, the cost is significantly less. In some areas, the costs are 75% less than what the procedure would cost domestically.

Surgeons from outside the U.S. have begun to actively seek patients who are willing to travel for the surgery that they need, promoting themselves with websites and other advertising. In some cases, the surgeons in question were trained in outstanding American facilities, and have the same, or better, training than surgeons practicing in the United States.

International surgery is not to be taken lightly and should be thoroughly investigated. In addition to the surgeon’s credentials, which should be verified, the facility in which you would recover needs to be researched as well. While the surgeon is incredibly important to the final outcome of the surgery, the recovery portion of the procedure must be handled by well-trained staff.

It is imperative that the surgeon be highly skilled, but the person who cares for you during your recovery is equally important. They must be able to identify any warning signs or complications that may occur and notify your surgeon. Remember, your surgeon is only as skilled as the staff members who care for you in his absence.

Some insurance companies are even paying for medical tourism for necessary procedures, as the cost to them is dramatically less than typical. You would need to discuss this with your insurance company representatives to get more information.What You Should Know About Medical Tourism10

Credit Cards May Be an Option for Financing Your Surgery

Con las altas tasas de interés que cobran las tarjetas de crédito, esta opción no suele ser atractiva, sino una opción de último recurso. Algunas tarjetas de crédito cobran hasta un 22% de interés, una cantidad asombrosa cuando se toman prestadas las grandes sumas necesarias para la cirugía. En algunos casos, la tasa de interés es significativamente más baja que eso, lo que proporciona una opción mucho más atractiva para pagar la cirugía. El estado de cuenta de su tarjeta de crédito indicará claramente su tasa de interés anual, pero es posible que se reduzca la tasa, según la compañía.

Si ha agotado sus opciones y debe usar tarjetas de crédito, debe determinar cuáles serán sus pagos después de que pague por la cirugía.

Si tiene varias tarjetas, asegúrese de usar la tarjeta con la tasa de interés más baja y no dude en transferir el saldo si una tarjeta diferente ofrece una tasa más atractiva. Muchas compañías de tarjetas ofrecerán transferencias de bajo interés para ganar su negocio y luego elevarán las tasas a niveles normales después de seis meses. Si tiene varias tarjetas, puede mantener su tasa de interés al mínimo al transferir el saldo cuando surja la oportunidad.11

Cambiar el seguro o incluso los empleos pueden ahorrarle miles de dólares

Si su seguro actual tiene una exclusión para su cirugía, pero un plan de seguro diferente pagará el procedimiento, es posible que desee considerar cambiar de plan de seguro. Para muchas personas eso significa cambiar de trabajo, pero es posible que no tenga que dar ese paso drástico. Si está casado y su seguro no pagará la cirugía, pero la voluntad de su esposo, podría ahorrar miles de dólares cambiando al seguro de su cónyuge.

Muchas compañías esperan hasta enero para hacer modificaciones a su póliza de seguro, pero otras pueden hacer cambios durante una parte diferente del año. Asegúrese de preguntar acerca de los cambios que se avecinan. Es posible que cuando comience la nueva póliza, su cobertura haya cambiado o se haya mudado a un nuevo proveedor de seguros. En estas situaciones, vale la pena investigar qué ofrece la nueva compañía o póliza. Es posible que tenga que programar su cirugía antes del cambio para ahorrar dinero, o puede ser prudente esperar, dependiendo de los cambios en la cobertura y el monto del copago .

Bone Marrow Transplantation at | 832-533-3765 | [email protected] | Website

I am Dr. Christopher Loynes and I specialize in Bone Marrow Transplantation, Hematologic Neoplasms, and Leukemia. I graduated from the American University of Beirut, Beirut. I work at New York Bone Marrow Transplantation
Hospital and Hematologic Neoplasms. I am also the Faculty of Medicine at the American University of New York.