¿Te engorda el VIH?

La lipodistrofia, la redistribución a veces desagradable de la grasa corporal, se había considerado durante mucho tiempo como un efecto secundario asociado con varios fármacos antirretrovirales , en particular los agentes de generaciones anteriores como Zerit (estavudina) y Retrovir (AZT).

En los últimos años, se han agregado otros agentes a la lista de posibles sospechosos, incluidos Sustiva (efavirenz), Isentress (raltegravir) y la clase de medicamentos contra el VIH llamados inhibidores de la proteasa .

Dicho esto, la causa exacta de la lipodistrofia, ya sea en forma de acumulación de grasa (lipohipertrofia) o pérdida de grasa (lipoatrofia), sigue siendo en gran parte poco clara. La creciente evidencia ha sugerido que el VIH en sí mismo, así como la inflamación persistente asociada con la infección , pueden ser contribuyentes clave, aunque hasta hace poco ha habido pocos datos para confirmar esto.

Un estudio de 2015 presentado en la Conferencia sobre Retrovirus e Infecciones Oportunistas en Seattle ayudó a aclarar el tema. Según la investigación, las personas con altas cargas virales al inicio de la terapia (más de 100,000 copias / mL) parecen tener una mayor predisposición a la lipodistrofia que aquellas con menores cargas virales.

Diseño del estudio y resultados

El estudio de 96 semanas, realizado por investigadores de la Universidad Case Western Reserve en Ohio, reclutó a 328 pacientes con VIH sin exposición previa al tratamiento. La edad media fue de 36 años; El 90% eran hombres. A cada uno de los participantes se le prescribió uno de los tres regímenes de medicamentos diferentes, que incluían una columna vertebral de Truvada (tenofovir + emtricitabine) y cualquiera

  • Reyataz (atazanavir) + Norvir (ritonavir),
  • Prezista (darunavir) + Norvir (ritonavir), o
  •  Isentress (raltegravir).

A lo largo del estudio, a los pacientes se les realizaron exploraciones CAT y DEXA (absorciometría de rayos X de energía dual) para medir los cambios en la composición corporal.

Si bien se sospechaba que los diferentes medicamentos antirretrovirales afectarían los diferentes resultados en los pacientes, los científicos se sorprendieron al descubrir que los aumentos de grasa corporal eran estadísticamente iguales para todos los grupos. En general, la masa corporal aumentó entre un 3% y un 3,5%, mientras que la grasa de las extremidades aumentó entre un 11% y un 20% y la grasa abdominal aumentó entre un 16% y un 29%.

La única diferencia medible que pudieron encontrar fue en las cargas virales de los pacientes. En aquellos con altas cargas virales, la grasa visceral (es decir, dentro de la cavidad abdominal) aumentó en un promedio del 35%, independientemente de la clase de fármaco o fármaco. Por el contrario, los pacientes con cargas virales de menos de 100.000 copias / ml tuvieron ganancias de solo el 14% con Isentress y menos del 10% con inhibidores de la proteasa.

Además, los aumentos en Interleukin-6 (IL-6), un marcador de activación inmune, se asociaron con aumentos en la grasa periférica (es decir, grasa inmediatamente debajo de la piel). Esto sugiere que la inflamación asociada con el VIH desempeña un papel directo en el aumento de grasa subcutánea, ya sea en forma conjunta o independiente de la intervención del tratamiento.

Independientemente de las causas o factores contribuyentes, un aumento de grasa visceral de 30% en dos años es grave, y conlleva el riesgo a largo plazo de enfermedad cardiovascular , diabetes y dislipidemia .

Los hallazgos pueden proporcionar evidencia adicional sobre los beneficios del tratamiento en el diagnóstico , antes de que se eleven las cargas virales o se agoten los recuentos de CD4 .

Author profile
Bone Marrow Transplantation at Disciplied INC | 832-533-3765 | [email protected] | Website

I am Dr. Christopher Loynes and I specialize in Bone Marrow Transplantation, Hematologic Neoplasms, and Leukemia. I graduated from the American University of Beirut, Beirut. I work at New York Bone Marrow Transplantation
Hospital and Hematologic Neoplasms. I am also the Faculty of Medicine at the American University of New York.