Una visión general de la resistencia a la insulina

Esta condición es un precursor de la diabetes tipo 2

La resistencia a la insulina, también conocida como alteración de la tolerancia a la glucosa, es una condición en la que su cuerpo no responde a la insulina como debería. Puede progresar a la prediabetes o al síndrome metabólico . Si no se trata, las complicaciones a largo plazo incluyen diabetes tipo 2 , enfermedad cardíaca y enfermedad vascular.

La resistencia a la insulina generalmente se diagnostica entre los 40 y los 60 años, pero también puede comenzar a edades más tempranas o más jóvenes. A menudo se asocia con sobrepeso, niveles altos de grasa en triglicéridos y presión arterial alta.

Los síntomas

En general, la resistencia a la insulina se desarrolla lentamente y no causa síntomas obvios. Puede hacer que se sienta cansado y con poca energía, pero como la mayoría de las personas atribuyen su fatiga a otros factores (por ejemplo, falta de sueño), la resistencia a la insulina puede pasar inadvertida durante años.

La prediabetes y el síndrome metabólico pueden producir varios signos y síntomas debido a los efectos del aumento crónico de azúcar en la sangre en el cuerpo. No existe necesariamente un límite estricto entre la resistencia a la insulina y la prediabetes, y muchos de los efectos físicos y las complicaciones a largo plazo se superponen.

Los signos y síntomas del síndrome metabólico y la prediabetes incluyen:

  • Micción frecuente
  • Sed excesiva
  • Manchas oscuras y secas de la piel en la ingle, las axilas o la parte posterior del cuello, conocidas como acantosis nigricans
  • Aumento de peso
  • Niveles altos de triglicéridos y HDL bajo (colesterol bueno)
  • Alta presion sanguinea
  • Enfermedad del corazón

Puede tener algunos de estos síntomas si tiene resistencia a la insulina, pero es más probable que no experimente ningún efecto notable. Sin embargo, estas son señales de advertencia importantes de que podría estar en riesgo de diabetes, por lo que debe asegurarse de discutirlas con su equipo médico si se presentan.Señales de advertencia de la diabetes tipo 2

Causas

La resistencia a la insulina está asociada con varios factores de riesgo, pero la causa exacta no está completamente clara. Hay una mayor incidencia entre las personas de ascendencia afroamericana, nativa americana, latina y asiática.

Se cree que la predisposición hereditaria, la edad avanzada, el sobrepeso, la hipertensión y la falta de actividad física regular contribuyen a la resistencia a la insulina. Otros factores asociados incluyen niveles altos de colesterol, enfermedad cardiovascular, enfermedad del ovario poliquístico (SOP) y antecedentes de diabetes gestacional.

La relación entre la resistencia a la insulina y sus factores de riesgo es complicada porque pueden exacerbar y exacerbarse entre sí.

Insulina y azúcar en la sangre

La insulina es una hormona liberada por el páncreas a los pocos minutos de haber comido. Normalmente, esta hormona ayuda a nuestros cuerpos a almacenar la glucosa, el azúcar que se utiliza para obtener energía. La insulina actúa activando una proteína, GLUT4, para unirse a la glucosa, lo que permite que el azúcar ingrese en el hígado, los músculos y las células de grasa.

Si tiene resistencia a la insulina, su páncreas liberará suficiente insulina, pero su cuerpo no responderá adecuadamente a la hormona. Como resultado, puede tener menos energía y sus niveles de glucosa en la sangre pueden aumentar.

A menudo, con la resistencia a la insulina, el páncreas comienza a liberar mayores cantidades de insulina para estabilizar la glucosa en la sangre. Con el tiempo, esto resulta en hiperinsulinemia , que es demasiada insulina en la sangre. La hiperinsulinemia no disminuye eficazmente la glucosa; en cambio, hace que sea más difícil para el cuerpo utilizar la energía almacenada.

Diagnóstico

La resistencia a la insulina es un diagnóstico clínico que se basa en su historial médico, su estado general de salud, su examen físico y sus factores de riesgo. No hay una prueba de diagnóstico que pueda verificarla o descartarla.

Varias pruebas de diagnóstico pueden ser útiles si tiene factores de riesgo para la resistencia a la insulina, incluyendo:

  • Prueba de glucosa en sangre en ayunas : un nivel de glucosa en sangre en ayunas entre 100 mg / dl y 125 mg / dl es típico con resistencia a la insulina. Si su glucosa en sangre en ayunas alcanza los 100 mg / dl, se le diagnosticará prediabetes y, si llega a 126, significa que tiene diabetes. Una prueba de glucosa en sangre en ayunas es una rutina en su examen físico anual y se puede realizar en otros momentos si tiene síntomas o factores de riesgo para la diabetes.
  • Oral glucose tolerance testThis evaluation requires that you abstain from eating and drinking for 12 hours before the test. You will have your blood sugar checked, drink a sugary fluid, and have your blood glucose tested again after a few hours. In general, blood glucose over 140 mg/dl after three hours is suggestive of pre-diabetes or diabetes. There may be a correlation between high blood glucose levels during an oral glucose tolerance test and insulin resistance.
  • Hemoglobin A1C test: This test measures your average glucose level over the previous two to three months. A normal level is between 4 percent and 5.6 percent; a level between 5.7 percent and 6.4 percent is consistent with prediabetes, and a level of 6.5 percent or above is typical of diabetes. Here too, there is not a range that is diagnostic of insulin resistance, but a high level—in consideration of risk factors and symptoms—is suggestive of the diagnosis.

Blood tests that measure your glucose levels can add to the overall clinical picture, but they can’t be used to confirm or rule out the diagnosis. In addition, there is a chance that these levels may be normal with insulin resistance.

Testing insulin levels is not a standardized or validated way to know whether you have insulin resistance or not, although this is among the methods used in research studies.

Treatment

Insulin resistance and prediabetes are both highly predictive of diabetes. If you have been diagnosed with insulin resistance, you can take some action to prevent your condition from worsening.

Lifestyle

The key lifestyle changes that are recommended for so many conditions, and general health and wellness, apply here as well:

  • Weight loss: Maintaining a healthy weight is one of the ways to reduce the effects and progression of insulin resistance. Weight loss can be more challenging if you have insulin resistance because the condition can increase your propensity for weight gain, but your efforts are worthwhile.
  • Exercise: Regular exercise helps the body’s metabolism, which can prevent metabolic alterations such as insulin resistance.
  • Diet: Most experts recommend the Mediterranean diet or the DASH dietas good approaches to manage insulin resistance. Both diets emphasize healthy fats, fruits, vegetables, nuts, whole grains, and lean meat.

Medication

If you have insulin resistance, you may need medical treatment for your hypertension, heart disease, or high cholesterol, rather than treatment that addresses your insulin and blood sugar levels.

Medications used for the treatment of type 2 diabetes have been prescribed for insulin resistance, although evidence regarding their effectiveness in controlling the disorder is scant.

La metformina hace que el cuerpo sea más sensible a la insulina y se usa para el tratamiento de la diabetes y, a menudo, para condiciones prediabéticas como la resistencia a la insulina.

Las tiazolidinedionas (también llamadas glitazonas) , incluyendo Avandia (rosiglitazona) y Actos (pioglitazona), son medicamentos que mejoran la respuesta del cuerpo a la insulina y se recetan para la diabetes tipo 2. Algunas veces se utilizan para el tratamiento de la resistencia a la insulina incluso sin un diagnóstico de diabetes.

Tenga en cuenta que todos los medicamentos tienen efectos secundarios. Por esta razón, un diagnóstico de resistencia a la insulina no significa necesariamente que deba tomar medicamentos recetados. Usted y su médico deberán evaluar las ventajas y desventajas de esta opción de tratamiento.

Terapias Naturales

Debido a que la dieta está muy relacionada con la insulina y la glucosa, muchas hierbas y suplementos han sido considerados como posibles modificadores de la resistencia a la insulina.

Sin embargo, no hay evidencia de que los suplementos puedan controlar, revertir o prevenir la progresión de la resistencia a la insulina.

Bone Marrow Transplantation at | 832-533-3765 | [email protected] | Website

I am Dr. Christopher Loynes and I specialize in Bone Marrow Transplantation, Hematologic Neoplasms, and Leukemia. I graduated from the American University of Beirut, Beirut. I work at New York Bone Marrow Transplantation
Hospital and Hematologic Neoplasms. I am also the Faculty of Medicine at the American University of New York.