Lo que hay que saber al viajar con el Tipo 1

Viajar con diabetes tipo 1 puede ser una molestia. Ya sea que viaje por negocios o por placer, su control de la diabetes puede verse afectado en cualquier momento que tenga una interrupción en su horario regular. Aquí hay algunos consejos de viaje para ayudarlo a mantener un buen control.

Llevar siempre documentos importantes

Siempre que esté fuera de casa, siempre debe llevar una carta de su médico y una receta de respaldo para la insulina y cualquier otro medicamento que pueda estar tomando. La carta de su médico debe explicar que tiene diabetes y enumerar los medicamentos (insulina) y cualquier otro elemento (jeringas, lancetas, etc.) que necesita para controlar su salud. Debe tener suficiente insulina para pasar el viaje, pero la receta de respaldo puede usarse en caso de emergencia.

Empacar sabiamente

Una buena regla general es empacar el doble de suministros relacionados con la diabetes que cree que necesitará. Eso incluye:

  • Un medidor de glucosa extra
  • Jeringas
  • Tiras de prueba
  • Lancetas
  • Insulina

Siempre es mejor tener más que menos. Si viaja en avión, guarde la mitad de estos suministros en su equipaje de mano y la otra mitad en su maleta. De esa manera, si usted y su equipaje se separan, están cubiertos. Pero siempre mantenga su insulina y otros medicamentos con usted en su bolso de mano. Y no olvide llevar suficientes bocadillos de carbohidratos para tratar una reacción hipoglucémica, si fuera necesario.

Considerar zonas horarias

Cuando cruce zonas horarias, debe tener en cuenta el cambio en su rutina de insulina. Ya sea que viaje al este o al oeste, su día se vuelve más largo o más corto y esto puede requerir que tome más o menos insulina de lo normal. Discuta esto con su médico antes de partir.

Echa un vistazo a Access to Care

Si está planeando un viaje prolongado, es recomendable verificar su accesibilidad a una farmacia, centro médico o especialista en diabetes en el área donde se hospedará. Esto le permite obtener la ayuda que necesita sin tener que interrumpir su viaje.

Factor en el aumento de la actividad

Viajar a menudo implica más caminar, escalar y estar de pie que su rutina normal. Asegúrese de revisar su nivel de azúcar en la sangre con frecuencia para asegurarse de que su actividad adicional no le cause una reacción de hipoglucemia.